Hay más necesidad y menos que dar

Por Analiz González
Buckner International


Las multitudes se amontonan en los autobuses, al vecino no le alcanzó para hacer el pago de su casa y el precio de la comida sigue subiendo. A algunos, se nos están adelgazando las billeteras, pero otros lo sienten en el rugido del estómago.

Jackie Belt, director de asistencia de clientes en el centro humanitario de Buckner (Buckner Center for Humanitarian Aid) en Dallas dice que no puede negar el aumento de la necesidad.

“Los necesitados necesitan más y los donadores tienen menos que donar,” el dijo. “Los donadores también están sufriendo pérdidas. Muchos de ellos están batallando para encargarse de las necesidades de sus propias familias.”

Belt agregó que los problemas de la economía fueron magnificados por Ike, que causó que muchas personas se fueran a Dallas y que varias familias tuvieran que amontonarse en una sola casa.

“Nuestro dinero no alcanza para ayudar a todos, pero estamos ayudando a cubrir muchas necesidades,” el dijo. “Hay personas que están dando cosas pequeñas: un par de zapatos, un paquete de ropa interior. Todo ayuda. Siempre les agradecemos cualquier regalo cuan pequeño sea.”

Dunham and Co., un consultor para el aumento de fondos, dice que casi la mitad de todos los Cristianos han disminuido sus donaciones debido a la economía y el alto costo de comida y gasolina.

Markesha Beal, secretaria en un centro comunitario de Buckner, llamado Wynnewood Community Services Center, dijo que hay un aumento en el número de clientes que están pidiendo asistencia financiera y que buscan trabajo.

“Más gente se está quedando sin trabajo,” Beal dijo. “Hay más necesidad, pero también hemos podido ayudar a más personas.”

Beal agregó “el número de personas que van a los servicios de iglesia que tenemos en Wynnewoos también esta aumentando”. Debido a la crisis financiera, están buscando la ayuda de Dios, y eso es algo positivo.”

Marsha Mills es una empleada de Buckner que se encarga de Goslin Ministries, un ministerio que distribuye comida a las personas necesitadas en Oak Cliff, Texas. Casi todas las donaciones a Goslin Ministries son del Texas Food Bank.

“En los últimos nueve meses, hemos servido a 29,707 personas, la misma cantidad que servimos en 12 meses el año pasado, ella dijo.

“Mills agregó que aproximadamente 250 personas que estaban en Oak Cliff debido al Huracán Ike, se beneficiaron de Goslin Care, pero que casi todos los que pidieron ayuda eran locales.

“Mucho tiene que ver con la situación económica,” ella dijo. “Entre el 33 y 40 por ciento de nuestros clientes han sido familias nuevas que no nos habían pedido ayuda anteriormente.”

Para hacer una donación a Buckner International, haga clic aquí.

Usted Puede Ayudar:


1) Haga una donación pequeña. Donaciones pequeñas pueden hacer una gran diferencia. Algo tan pequeño como un paquete de lápices o una caja de colores pueden ayudar a que un niño se sienta seguro en la escuela. El centro humanitario de Buckner (Buckner Center for Humanitarian Aid) en Dallas acepta donaciones de cualquier cantidad. Para más información, llame al 214-367-8080 o haga clic aquí para hacer una donación por Internet.

2) Sirva. Si tiene tiempo o algún talento que pueda compartir, usted puede hacer mucho para ayudar a una familia necesitada. Aprenda de que manera puede usted ofrecer su tiempo y sus servicios. Envíe un e-mail a volunteers@buckner.org o haga clic aquí para aprender más acerca de las oportunidades en su área.

3) Ore. William Temple, quien fue ministro en la Iglesia de Inglaterra dijo, “Cuando oro, ocurren casualidades, y cuando no oro, no ocurren.” Cuando usted no puede hacer mucho, siempre puede pedirle ayuda a Alguien que tiene control sobre todos los recursos del mundo.

SubscribeRSS

Add a Comment

E-Newsletter Signup

Get uplifting stories of how Buckner is shining hope in the U.S. and around the world!